Zum Inhalt springen

Máximo bienestar térmico, en alta mar, en cualquier época del año

«No hay nada más inestable que el mar», dice una vieja sentencia de navegantes. Ninguna sorpresa que el ambiente a bordo también sea inestable: a veces un sol radiante, luego de nuevo viento salvaje, humedad, frío implacable. Y usted en medio. Para capitanes apasionados esto tiene por supuesto su propio encanto. Pero después de un duro día en la cubierta, ¡se ha ganado un descanso!

Las calefacciones para barcos de Eberspächer garantizan que todo vaya bien para usted y para su tripulación en el camarote. Usted mismo decide qué temperatura debe haber, y su Eberspächer suministra rápida, fiable y extraordinariamente silenciosa el clima de bienestar deseado. Es una buena oportunidad para que con las temperaturas de la embarcación también aumente su espíritu emprendedor: porque con Eberspächer a bordo, se puede adentrar tranquilamente en lugares remotos y descubre de repente también la época fría del año para apasionantes viajes en barco.